1/1

SALON DE HONOR

Pitzi Cárdenas

01.07.17 - 22.07.17

 

 
 

Que más instaurador que el instaurar

Y más fundador que el pensar

Que del agradecimiento lo logrado en el agradecer

Lo devuelve aquel ante la presencia de lo inaccesible

A la cual nosotros los mortales todos

Desde el inicio somos apropiados

 

Martin Heidegger

 

 

Ineludiblemente el trabajo de Pía Cárdenas trata sobre la amistad y las relaciones humanas, construyendo a partir de su obra plastica  entramados de referencias e imaginarios de distintas procedencias para verlas unificadas y así constituir una coletividad.

 

“Salón de Honor” nos muestra una selección de imágenes referidas a las amistades y relaciones cercanas de la autora. Retratos, abstracciones de rostros y situaciones cotidianas, son presentadas en la obra siempre bajo el factor común de la inclusión del rosado dentro de los distintos juegos composicionales.

 

Según la alquimia el rosado es el resultado de las rosas rojas y blancas, donde la roja significa la preciosa sangre y las blancas la sabiduría celestial. Así es como producto de esta alianza surgen las rosadas (Fludd) que es el quinto elemento, el cual representa la Luz. Así, "Salón de Honor" proviene de la idea del rosal y desde esta premisa se comienza a constituir.

 

Cárdenas habla desde la cercanía, desde la necesidad de relacionar y relacionarse a través de la acción de construir un rosal, donde cada una de sus partes es una pieza fundamental del entramado sentimental que plantea en su obra, siendo las circunstancias, citas, playlist, referencias a la poesía, al amor y a la amistad, los elementos que motivan y se ven materializados en obra.

 

"Salón de Honor" en este sentido es escencialmente un entramado afectivo, una serie de direcciones que se tocan dentro de un imaginario biográfico, que si bien algunas fotografias pertenecen al archivo personal de los retratados, estas experiencias forman parte de la historia de la autora, donde las individualidades se hacen colectivas, como si todos se juntasen a compartir en su coexistir dentro de la obra.

 

Por otra parte,  no podemos olvidar que tratamos de un “Salón de Honor”, un espacio destinado y creado para lo perpetuo, así todas estas relaciones que plantea Pitzi son pensadas y establecidas para lo eterno, las personas que constituyen la cercanía, a partir de la obra, se constituyen como un deseo de crear desde la pintura una  inamovible inmortalidad.

 

Wladymir Bernechea, junio 2017

 

 

 

 

Show More

RECIBIR INFORMACIÓN E INVITACIONES

  • Facebook - Black Circle
  • Instagram - Black Circle

© 2019 Galería Madhaus